Mes: abril 2015

Expo Franquicia 2015

Un año más estuvimos presentes en este gran encuentro de emprendedores, donde los que tienen una idea original de negocio la ofrecen para que otros, mediante ciertas condiciones, la utilicen y se beneficien de ella.

En esta edición ha habido una gran afluencia de público y, en concreto, en nuestro stand, lo primero que llamaba la atención era la tarea de limpiar las anchoas ante los clientes, así como la decoración de los locales.

Los visitantes han podido degustar y conocer las tapas de la carta, así como los vinos de barril típicos de nuestra Bodega. ¡Todos alabaron la excelente calidad de las anchoas!.

Al mismo tiempo, se estuvo proyectando una presentación en la que se explicaba el proceso de producción y el cuidado que ponemos para conseguir un producto único, que es el eje central sobre el que está concebido el concepto de negocio de Bodega La Fuente.

El balance de este Salón Internacional de la Franquicia ha sido muy positivo. Ha habido muchos interesados en nuestra marca, y próximamente, se inaugurarán nuevas franquicias en diversos puntos de España.

 

Curiosidades del boquerón

¿Sabías que…

  • el boquerón es uno de los pescados azules más consumidos en nuestro país?
  • hasta el boom de la industria conservera en el siglo XIX el boquerón no era apreciado en España?. Sólo se pescaba para usarlo de carnaza en la captura de especies más valoradas.
  • Málaga es uno de los lugares donde más se aprecia y consume el boquerón, hasta el punto de que a los malagueños se les llama “boquerones“?
  • el boquerón y la anchoa son el mismo pez? El boquerón pasa a llamarse anchoa cuando se cura en sal.anchoina
  • al boquerón se le llama bocarte en el Norte de España?
  • en La Escala (Gerona) hay un Museo de la Anchoa y de la Sal?
  • las primeras latas de conservas de anchoas en aceite se las debemos al italiano Giovanni Vella Scatagliotta?
  • el boquerón come plancton y vive unos cuatro años?
  • es muy nutritivo y una importante fuente de vitaminas, proteínas y minerales? Especialmente, como todos los pescados azules, destaca por su alto contenido en ácidos grasos omega 3, por lo que es muy recomendable para personas con problemas cardiovasculares.

¿Quieres saber más curiosidades? Pincha aquí

 

4 recetas de paté de anchoas muy ricas

Del paté de anchoas hay recetas para todos los gustos y con distintas combinaciones. Es muy sencillo y cada cual puede prepararlo de la manera que mejor se adapte a su paladar. Por eso, aquí os damos los ingredientes de los más básicos sin poner proporciones: si os gusta suave le ponéis más cantidad del ingrediente que equilibre la anchoa, esto es, mantequilla o queso; si, por el contrario, sois de los enamorados de las anchoas, utilizad ese ingrediente “compensador” sólo para unir y obtener la textura untuosa que debe tener todo paté, e incluso podéis mezclarle algunos trocitos de anchoa para que se vean (espectacular y le da un toque casero muy apetecible).

La preparación siempre es la misma: sólo hay que mezclar los ingredientes con la batidora e ir probando para ver si está a nuestro gusto. Cuando uséis mantequilla dejadla una hora fuera de la nevera para que se ablande o, si vais con el tiempo justo, le quitáis el helor en el microondas y ya está.

anchoas_3501.- El tradicional

  • Anchoas en aceite
  • Mantequilla

Esta combinación viene de muy antiguo, de hecho, así lo tomaban los italianos antes de que se consumieran las anchoas en España. Con mantequilla se elaboraron las primeras latas en conserva, que luego se sustituiría por aceite de oliva. Este es el paté más potente de los que os sugerimos, el que más destaca el sabor de la anchoa. 

2.- El ligero

  • Anchoas en aceite
  • Queso de untar o quesitos

Muy suave, es perfecto como base de canapés. El queso de untar es más ligero que la mantequilla y admite todo tipo de ingredientes. Incluso con esta receta podéis hacer un paté de dieta, escurriendo bien el aceite de las anchoas en papel de cocina y utilizando el formato “light” del queso de untar.

ingredientes3.- Con atún

  • Atún en aceite
  • Anchoas en aceite
  • Mantequilla o queso de untar

Podéis echarle doble cantidad de atún que de anchoas, o a partes iguales, según prefiráis destacar más o menos la anchoa. Se le puede añadir un huevo duro.

4.- La “falsa ensaladilla”

  • Atún en aceite
  • Anchoas en aceite
  • Pepinillos en vinagre (2 ó 3)
  • 1 huevo duro
  • 1 pimiento del piquillo
  • Queso de untar

¡Buenísimo! Podéis triturar todos los ingredientes o dejar alguno, como los pepinillos o el pimiento para mezclarlo picado, lo que le dará vistosidad y la textura no será tan homogénea. Con 2 ó 3 pepinillos será suficiente. También podéis sustituir los pepinillos por variantes en vinagre, como los de la ensaladilla o, si os gustan, unas alcaparras enteras sin triturar, que les van de maravilla a las anchoas.

Si sustituís la mantequilla o el queso por mayonesa tendréis unas salsas riquísimas para aliñar ensaladas, pastas y para hacer unos bocatas fantásticos.

La cocina tiene mucho de creatividad. Con estos patés puedes dejar libre tu imaginación, probar, experimentar en tu “laboratorio“, crear recetas únicas y preparar unos canapés que dejarán a todos con la boca abierta.

En Bodega La Fuente tenemos el montadito “Fructuoso” que es de paté de anchoas casero…¡pero la fórmula es secreta!

fructuoso

La bonita historia de la lata de anchoas

Eran mediados del siglo XIX. En la costa italiana había una gran escasez de capturas y las casas comerciales de pescado de Génova, Nápoles y Sicilia decidieron enviar a sus delegados al exterior para abastecerse de boquerones, un pescado que en Italia se consumía mucho. A toda la costa cantábrica comenzaron a llegar estos italianos, que alquilaban naves y daban empleo a muchas personas. Por esa razón, la población les quería mucho. Pescaban los boquerones, los sazonaban y los volvían a subir a los barcos en cajas con destino a Italia.

Y así fue como un hombre llamado Giovanni Vella Scatagliota llegó desde Génova a Santoña, como delegado comercial de una casa importadora de pescado. Sin embargo, algo sucedió durante su estancia que influiría para siempre en la conserva del boquerón: se enamoró de una chica del pueblo, Dolores, con quien se casó para establecerse definitivamente en Santoña.

latasLos boquerones que se capturaban entonces se conservaban únicamente en salazón, con su piel y espinas. En Italia solían consumirse con un poco de mantequilla para suavizar el sabor salado. Giovanni se fue obsesionando con la idea de preparar las anchoas de esta manera, en la misma fábrica, para venderlas listas para el consumo. Así que comenzó a limpiar la salazón y las espinas de los boquerones para hacerlos filetes, cubriéndolos con mantequilla derretida, y envasándolos en pequeñas latas diseñadas por él mismo. A ese proceso de limpieza lo llamó “soba a mano“, que aún se conserva en Santoña y utilizamos en todos nuestros locales Bodega La Fuente, de cara al público.

Este nuevo producto era exquisito en comparación con el tradicional y tuvo un gran éxito. Giovanni lo fue perfeccionando y terminó por sustituir la mantequilla por aceite de oliva, dando lugar a la lata de anchoas en aceite que hoy conocemos.

En 1900, Giovanni construyó la primera fábrica de anchoas de Santoña, La Dolores, en honor a su esposa. Fue la época del boom de la industria conservera en la costa Cantábrica. En Santoña se instalaron más de 100 familias italianas y se abrieron 30 fábricas de anchoas, dando empleo a muchísimas personas. Giovanni triunfó como empresario, fue progresando y llegó a convertirse en armador.